Consultor, formador y conferenciante en marketing experiencial, turismo experiencial y customer experience

Experto en marketing experiencial, turismo experiencial y customer experience.


Deja un comentario

Experiencias de marca a través del branding art y naming rights 

 

branding art

Branding art o marcas integradas en el mundo del arte

Ya he hablado en otras ocasiones del concepto de Branding art, que podríamos definirlo como:

La integración de una marca en el sistema del arte contemporáneo, y  que termina por definir aspectos fundamentales de su imagen de marca y de su estrategia de marketing y comunicación e igualmente de su estrategia de experiencia de cliente.

Desde hace años, el arte, en sus diferentes expresiones y con  diferentes frentes y propuestas, invade el terreno de la comunicación de marca, y viceversa.

Las acciones y estrategias de Branding-Art,  pueden expresar, desarrollar o transformar aspectos muy diversos de la marca y su identidad, e incidir en dimensiones experienciales. Hay un extenso catálogo de ejemplos y seguro que se te vienen a la mente algunas marcas que han apostado por poner en valor el arte en su estrategia de marca: Absolut es una marca ejemplar.

SWATCH ART PEACE HOTEL: La dimensión experiencial artística 

Un ejemplo podría ser el emblemático edificio histórico del Swatch Art Peace Hotel, como mezcla de arte y vida en el corazón del Bund de Shanghái, además de la residencia internacional para artistas de Swatch.

Swatch Art Peace Hotel.JPG

RESIDENCIA DE ARTISTAS

La residencia de artistas del Swatch Art Peace Hotel está diseñada para reunir a artistas de todo el mundo, con el fin de vivir un entorno cultural exclusivo dedicado al arte contemporáneo en la extraordinaria ciudad de Shanghái.

Una selección de artistas recibe una invitación para vivir y trabajar entre 3 y 6 meses en talleres y apartamentos en dos plantas, en una comunidad de 18 personas de todas las nacionalidades y de diferentes horizontes artísticos.

El objetivo último de la residencia es fomentar el intercambio creativo. Los artistas tienen la libertad de participar en proyectos individuales o de colaboración. Al final de su estancia, cada artista deja tras de sí una “huella” artística que elija.

Los naming rights son unas técnicas del branding art que en España es relativamente nueva comparada con otros países anglosajones y sobre todo en EEUU, donde es habitual esta técnica ligada al deporte.

Mediante  esta técnica, una marca patrocina y da nombre a una instalación a cambio de que esta reciba su nombre, en exclusiva o compartido con el nombre clásico. Ejemplos de ellos tenemos en muchos ámbitos, desde el Estadio Wanda Metropolitano.

No es un nombre cualquiera, pues Wanda es el grupo chino que posee el 20% del capital del equipo y que no oculta su intención de hacerse con el 100% del conjunto en un plazo de 5 años.

Otros ejemplos son el Kodak Theatre de Los Ángeles al Teatro Häagen Dazs (Calderón), o la liga BBVA de fútbol y Endesa de baloncesto. Asímismo, muchos equipos deportivos tienen nombres de patrocinadores.

Y otro proyecto que verá la luz a corto plazo será el Santiago Bernabéu, que seguramente lleve algún que otro apellido de una marca de renombre.

Teatro de la LUZ Philips Gran Vía: antiguo Teatro Compac

Philips y el grupo Smedia, compañía gestora de la sala, cerraron una acuerdo hace dos años que incluye su renaming como Teatro de la Luz Philips Gran Vía, así como su renovación exterior e interior adoptando un diseño moderno y energéticamente eficiente. Anteriormente el Teatro estaba vinculado a la marca Compac, como naming right.

Normalmente, este tipo de proyectos de naming rights y debido en gran parte a la larga duración de los mismos, debe entenderse como un acuerdo de partenariado y de mutua y estrecha colaboración entre el propietario de la instalación y el patrocinador, estableciendo mecanismos para que se desarrollen proyectos conjuntos que beneficien a ambas partes.

En este caso, la marca Philips busca una notoriedad de marca que con este tipo de proyectos, solo es entendible en el medio y largo plazo. Pero sobre todo, está desarrollando experiencias de marca vinculadas y especialmente dirigidas a su público prescriptor.

teatro de la luz Gran Vía

 

Y como detallan

La iluminación juega un papel fundamental en el mundo del teatro. La luz tiene efectos prácticos, simbólicos, emocionales y estéticos dentro de las escenas, introduciendo al espectador en la obra” afirma Eduardo Mataix, Director General de Philips Lighting España.

 

Otros casos relevantes del ámbito privado y fuera de España son el El Hospital «Mattel» en Los Ángeles o el Hospital «Hasbro» en Providence (Rhode Island) fueron nombrados así tras la donación de esas marcas de juguetes. Estos hospitales son privados, pero incluso en ese contexto existen voces discordantes que critican que se venda el nombre.

Creo que este tipo de iniciativas son positivas para ambas partes y no hay que rasgarnos las vestiduras ante proyectos con un claro apoyo y donde la estrategia es una claro win-win.

Hasbro Hospital.JPG

Mattel Childrens Hospital.JPG

Marketing experiencial: branding art y naming right

Desde la visión del marketing experiencial, creo que son dos herramientas que pueden articular una experiencia de marca memorable, pero teniendo en cuenta sobre todo el contexto y a qué público nos dirigimos.

Como siempre detallo, en marketing experiencial, que es el brazo creativo de la experiencia de cliente, puede apoyarse en herramientas que aporten una experiencia superior, donde sorprender al cliente actual y potencial. 

Y en este sentido, una estrategia de brandig art puede favorecer a generar una experiencia memorable a través de un espacio único.

Y no cabe duda que puede ser una estrategia para desarrollar eventos aprovechando el espacio y el contexto en un claro ejemplo de marketing de actuaciones y relaciones.

Así que sé creativo y si tienes la suerte de poder plantear una estrategia de naming rights y branding art; ya sabes tanto monta, monta tanto.

Algunas claves de éxito de la acción: 

1.- Debe existir una conexión coherente entre la promesa de  marca con el contexto de branding art y naming rigts.

2.- Debe plantearse una estrategia creativa que culmine en algún tipo de experiencia única y memorable para determinado público a través de marketing de relaciones y actuaciones a: prescriptores, consumidores finales, influencers, etc.

3.- Autenticidad en la propuesta: debe ser capaz de integrar una propuesta de branding art que aporte autenticidad a la marca.

4.- De storytelling al storydoing: para llevar a la marca a la vida real, a través de experiencias asociadas y los valores que la definen y tanto el branding art como el naming rights pueden contribuir perfectamente a ello. 

5.- Engagement: igualmente el branding art puede contribuir a afianzar el engagement,

Anuncios


4 comentarios

En marketing experiencial la experiencia es importante, el contexto la clave.

Branded content+marketing experiencial

La experiencia es importante, el contexto es la clave en el branded content y el marketing experiencial

Foto Pixabay

Desde hace unos años, vengo defendiendo que en el actual contexto competitivo de empresas y  marcas, apostar por desarrollar y generar experiencias de marca auténticas, podrá otorgarles una cierta ventaja competitiva. No soy integrista del marketing experiencial, ya que realmente creo que como alternativa, no es la panacea; tampoco la única solución. Al final, como en la vida misma, cualquier solución o caso de éxito siempre será relativo. Así, cualquier responsable de marketing y comunicación, no debe obcecarse en un pensamiento único e intentar integrar diferentes disciplinas.

También creo que el marketing experiencial debe estar contextualizado e integrado por contenidos coherentes, capaces de dotarle de un plus comunicativo de autenticidad y de vivencia. Por ello igualmente, soy defensor de que hoy en día se hace necesario, aspirar a a crear contenidos, que aporten un beneficio real experiencial y emocional.

Y para ello, igualmente las marcas están cada vez inmersas en la búsqueda de nuevos formatos de comunicación, con un contenido entretenido y educativo como protagonista. Pero no nos engañemos, al final el consumidor, intuye que el contenido siempre llevará en su propuesta un discurso publicitario. El branded content ha emergido como un nuevo enfoque innovador, donde las marcas empiezan a experimentar y probar contenidos educativos y de entretenimiento para canalizar su comunicación. Y todo ello empujadas y apoyadas por los medios de comunicación, que visto la perdida de eficacia de la publicidad tradicional, buscas nuevos formatos para “vender” y trasladar a sus  anunciantes.

Soy firme defensor también del branded content, pero en su justo contexto y en determinadas circunstancias, no como una disciplina que sirva como café para todos. Tampoco hay que confundir el marketing de contenidos con el branded content.

El branded content tiene muchas definiciones y una de las que creo están más ajustadas para poder entender conceptualmente es la planteada por Javier Reguiera en su blog, donde comenta que según Forrester Research la definición de  Branded contet:

“Se trata de un contenido desarrollado por la marca con la intención de aportar un valor educativo o de entretenimiento al consumidor”.

Pero creo realmente que para que el contenido en una estrategia de branded content, debe igualmente aportar una experiencia de marca singularmente auténtica, sustentada en la coherencia y siendo capaz de generar un valor entretenido y una vinculación emocional; que nos sea ni intrusiva ni invasiva con sus clientes actuales y potenciales. Así lo apunta igualmente Javier Regueira, recomiendo seguir su blog para los que quieran profundizar en el branded content:  

“Y, por encima de todo, nos gustan esos pocos contenidos que mágicamente logran disparar la participación del usuario ofreciéndole una experiencia  de marca de verdadero valor”. Javier Regueira.

LA EXPERIENCIA ES IMPORTANTE, EL CONTEXTO ES LA CLAVE. 

Pero creo que realmente también se necesita un plus de coherencia para tener en mente que la experiencia es importante, pero que el contexto es clave. Y me refiero a que debe existir una coherencia entre los contenidos que aporten verdadero valor de entretenimiento, diversión o educativo enmarcados en un contexto coherente.

Para ello voy a recoger tres ejemplos donde creo que existe cierta coherencia e incoherencia entre el contenido, la experiencia a desarrollar y su contexto. 

Cinergía proyecto que une el mejor cine de nuestro país con la energía más eficiente.

Cinergía une el mejor cine de nuestro país con la energía más eficiente.

PRIMER EJEMPLO: ¿Qué es Cinergía?

Así detallan el proyecto Cinergía:  es un proyecto de Gas Natural Fenosa que une el mejor cine de nuestro país con la energía más eficiente. Así, con las producciones de Cinergía no sólo te entretienes, también descubres como hacer un uso responsable de tu consumo energético.

Gas Natural Fenosa lanza  Cinergía. Una campaña de Branded Content que aprovecha el formato de las grandes pantallas para comunicar el valor de la energía.

Por medio de 4 cortometrajes, la compañía eléctrica comunica el valor de la eficiencia energética y su catálogo de productos de una forma totalmente nueva.Cada corto cuenta con la visión de los directores que más han sonado en el circuito del cine español independiente, como lo son: Jaume Balagueró, Rodrigo Cortés, Paco Plaza y Juan Cruz. También es importante señalar que todo este trabajo no muere en YouTube ya que cada película será proyectada en diferentes salas  del país y participarán en festivales de cine nacionales.

APOYO A LA CULTURA Y EL CINE

El objetivo de la campaña pasa por divulgar y transmitir la importancia de la eficiencia energética desde el mundo del cine y crear conciencia para fomentar un uso racional de la energía y contribuir así a la sostenibilidad de las fuentes energéticas de nuestro país y al cuidado del medio ambiente.

Y es aquí, donde creo que bajo mi humilde opinión, falla la coherencia entre el contenido planteado, la experiencia a trasladar al público y el contexto de la acción. Creo sinceramente, que no es el mejor contexto la creación de contenido de entrentenimiento  a través de cortos cinematográficos para transmitir la importancia de la eficiencia energética y concienciar su uso racional.

Quizás sea un contenido de entretenimiento que aumente la notoriedad y la difusión como imagen de marca, pero lo que realmente creo, es que no aporta una sensibilidad auténtica y el impacto necesario para concienciar sobre el uso racional y eficiente de la energía. 

No creo que un consumidor, en la actualidad tan escéptico con las compañía eléctricas, se conciencie a través de la visualización de unos cortos cinematográficos. Valoro la apuesta de Gas Natural Fenosa por el apoyo a la cultura y en especial el cine con su campaña de apoyo al cine,  donde en 43 salas de la red Cinesa se encuentra la “Sala Gas Natural Fenosa” con promociones y experiencias.

 SEGUNDO EJEMPLO: ¿QUÉ ES JAMESONNOTODOFILMFEST?

Así detallan qué y cómo es el proyecto: Es un festival de cine que nace en el año 2001 con la vocación de apoyar y servir de escaparate a los jóvenes creadores audiovisuales a través de un nuevo medio, internet; y que además rompe con las barreras de producción y distribución de películas.

El festival es una iniciativa de La Fábrica a partir de una idea original de Javier Fesser y su objetivo es poner Internet al servicio del cine como fórmula para descubrir el nuevo talento, para poder experimentar con un nuevo medio al alcance de todos, y para conseguir una muy amplia difusión. Con once ediciones a sus espaldas, es ampliamente reconocido en España como la convocatoria de referencia del cine en Internet.

JamesonNotodofilmfest ha alcanzado una alta participación y audiencia internacional: más de 10.000 cortometrajes presentados a concurso en once ediciones, películas de 38 países diferentes, 29 millones de espectadores y sustanciosos premios repartidos en diferentes categorías, que incluyen además becas de formación y ayudas a la producción de proyectos audiovisuales.

Jamesonnotodofilmfest

Jamesonnotodofilmfest

Está claro que es un proyecto apoyado y co-organizado por una marca de bebidas Jameson y que toma a modo de naming rights su nombre. La marca conjuntamente con una productora como LA FABRICA han elaborado un formato de contenidos a través de un Festival de cortos con un contenido propio y auténtico.  Está trasladando unos contenidos y una experiencia a su público objetivo con un contenido entretenido y que a priori está dentro de su universo del ocio, para catalogarlo de  interesante. La marca conecta de forma coherente, única y auténtica con su público y el contenido es capaz de integrarse en la oferta existente en los medios.

Bien es cierto de las limitaciones publicitarias que tienen las marcas de alcohol y por ello apuestan por formatos, que creo en éste caso sí es de branded content y que hay coherencia entre la importancia de la experiencia a trasladar y el contexto en cómo y dónde se desarrolla. Una bebida como Jameson necesita de un contexto de puro entretenimiento y para ello apoya el descubrir el nuevo talento, para poder experimentar con un nuevo medio como es internet. 

TERCER EJEMPLO; MAHOU SIN: TEATROS CON SABOR

No es la primera vez que la marca tiene una incursión planteando acciones vinculadas a las artes escénicas. En este caso conocida cervecera Mahou presenta los Teatros con Sabor, una auténtica y original propuesta con la que cada quince días, algunos de los bares más emblemáticos de Madrid serán testigos de una obra de teatro diferente e innovadora.

La vuelta de tuerca e interesante de la propuesta es que se han alineado con la tendencia en la co-creación y dar la posibilidad  de que se puede participar en la confección de las microobras a través de Twitter. Basta con entrar en su microsite mahousin.com/teatros-con-sabor y leer el argumento de la próxima obra para poder proponer tus ideas utilizando el hashtag correspondiente a cada obra.

 Una acción donde igualmente creo existe coherencia con el contenido, con la experiencia a trasladar y en un contexto adecuado.

 

RESUMIENDO: LO IMPORTANTE ES LA EXPERIENCIA, LA CLAVE EL CONTEXTO. 

Por ello creo que para equilibrar los dos conceptos a la hora de desarrollar una acción de branded content integrada en una experiencia de marca o brand experience al menos debemos ser conscientes de:

1.- Contar una historia auténtica de personas, no de marcas: Los tres ejemplos creo que intentan conectar con su público objetivo, o mejor dicho con personas. Creo que en el caso de Jameson y Mahou conecta mejor su contenido en el contexto de la experiencia de forma más auténtica con su target, vinculado su marca a la cultura a través de un festival de cortos cinematográficos por internet en el caso de Jameson y con microobras en el caso de Mahou.

2.- Que sea relevante para el consumidor, que conecte emocionalmente con él y que le implique: quizás la acción de Gas Natural Fenosa, intente implicar emocionalmente al consumidor, pero no creo que logre conectar con su objetivo de concienciar en el uso racional y eficiente de la energía. El contexto no creo que sea la clave y sí para otorgarle más  notoriedad y difusión como compañía. Las acciones de Jameson o Mahou, son más relevante para su target, en un contexto donde la experiencia es coherente con una acción auténtica, conectada emocionalmente con el ocio, el arte cinematográfico, el teatro y la tecnología: marketing experiencial cultural.

3.- Que se entronque con los valores de la marca; que genere contenidos que faciliten su difusión: en lo dos casos se intenta que el contenido se viralice y hasta genere noticias en medios de comunicación. Que sea coherente con los valores de la marca creo que es más discutible en el caso de Gas Natural Fenosa que en Jameson o Mahou. El aporte de la cocrecación de Mahou, le aporta aún más autenticidad. 

Son tres ejemplos donde se trasladan experiencias, pero donde creo que hay diferencias claras en el planteamiento de cómo el contenido y su contexto conectan de forma diferente: algunos de forma más auténtica para llegar al target y siendo más coherentes. Si no, realmente creo que  el consumidor, nos dará la espalda. O mejor dicho, el experisumidor. Al menos es lo que yo creo.

 En fin, es una reflexión constructiva del porqué considero que la experiencia es importante, pero el contexto es la clave para que el consumidor se crea nuestros mensaje.

 Mía es la reflexión. Tuya es la opinión. 


Deja un comentario

Naming rights como oportunidad para generar experiencias de marca únicas y auténticas

naming rights

naming rights

 

Desde el 1 de septiembre el emblemático Palacio de Deportes de Madrid pasó a denominarse Barclaycard Center y fruto del patrocinio que la entidad bancaria ha asumido con el Ayuntamiento de Madrid, que  según fuentes estiman una inversión de un millón de euros anuales de inversión. Todo por cambiarle el nombre al emblemático espacio y como apuesta estratégica de branding de una entidad financiera para incrementar su notoriedad y ganar difusión.

La verdad, es que como marca, Barclaycard es un tanto desconocida  y me llamó la atención que desde el 1 de septiembre, el Grupo Barclays anunciará el acuerdo alcanzado con CaixaBank, S.A. para la venta de ciertas áreas de negocio (Banca Minorista, Banca Privada y Gestión de Patrimonios y Banca Corporativa) de Barclays en España.

Naming right Barclaycard Center

Naming right Barclaycard Center

Algo que sería muy extraño, que una compañía firmara un acuerdo semejante de patrocinio, si en sus planes estaba la venta del grupo; pero que ahora entiendo, ya que en un comunicado confirman que la marca Barclaycard, su división de tarjetas de crédito, no es parte de esta operación y continuará operando en España como parte del Grupo Barclays. Parece claro que buscan notoriedad para una marca que opera en un mercado como el de las tarjetas de crédito muy complejo y competitivo.

En este vídeo se explica el proyecto:

Naming rights como oportunidad de generar experiencias de marca únicas

Pero no voy a hablar de operaciones financieras, que la verdad, en los tiempos que corren, se te ponen los pelos de punta, conocer el panorama bancario y sus imparables fusiones y adquisiciones, por otro lado obligadas.

Realmente de lo que quiero reflexionar, es sobre este tipo de apuestas por parte de una compañía en el negocio financiero. La verdad es que no se trata de algo original sino alinearse con una tendencia que crece a nivel internacional y que se llama o denomina «naming rights» o derechos de nombre en exclusiva.  

Una fórmula evolucionada de patrocinio que permite a un anunciante adquirir notoriedad a través de la visibilidad al dar su nombre a un espacio: como por ejemplo del sector de las artes escénicas, dar nombre y asociar el nombre de una marca a un teatro; del séptimo arte como el cine o incluso hasta un centro comercial o un estadio deportivo. Estrategia que están adoptando muchas multinacionales aquí en España y en todo el mundo desde hace unos años. 

UN ESPACIO UN TANTO PECULIAR PARA EL NAMING RIGHTS: UNA LINEA DE METRO DE MADRID.

Un ejemplo reciente y con cierta polémica fue el patrocinio de la linea 2 de metro por parte de Vodafone, que suscitó mucha controversia, máxime cuando estaba implicado un servicio de transporte público como el Metro de Madrid.

Según datos facilitados por el espacio pasan 1,5 millones de personas al año, así que para el banco Barclays gastarse en torno a un millón de euros anuales en cambiarle el nombre es un negocio que prevé rentable. El Barclaycard center tenía previsto apellidarse Arena, pero una decisión de última hora, fue cambiado por Center, para no herir susceptibilidades con el trágico acontecimiento ocurrido hace unos años en el Madrid Arena.

En España el concepto de naming rights, estaba asociado al sector deportivo dando nombre a estadios de fútbol y luego entró el sector cultural del ocio y del entretenimiento. Algunos ejemplos y casos relevantes:

1.- La Sala Marco Aldany antes sala Heineiken

2.- Los teatros Häagen Dazs Calderón que ahora se denominan Teatro Cofidis Alcazar o el Caser Calderón. 

3.- El Teatro Compac Gran Vía es uno de los recintos históricos que gestiona Grupo Smedia, dentro de nuestra cuidada oferta cultural.

4.-  El apellido Endesa se asocia a la liga de ACB  y la de fútbol se renombró como Liga BBVA.

5.- La pasarela Cibeles se transformó hace años en Mercedes–Benz Fashion Week. 

mercedes-benz-fashion-week

Mercedes-benz-fashion-week

 

6.- Las malas lenguas dicen que Coca–Cola estudia pagar una millonada de euros al año al Real Madrid por poner su nombre en el Santiago Bernabeu. Una oferta que permitiría financiar las obras de reforma del estadio.

Parece que las marcas, no solo de gran consumo están apostado por una fórmula estratégica de branding apalancada en el naming rights, pero creo que han olvidado, algo importante, que es integrarla en una estrategia de brand experience o experiencia de marca.

Y realmente lo digo porque, tiene que ser un decisión planificada y meditada, ya que de la noche a la mañana, la compañía parece así estar comprometida con el ocio, la música o el deporte y compartir con sus actuales y potenciales clientes valores como la creatividad, la sensibilidad, el esfuerzo o el juego limpio; dependiendo de lo que transmita el espacio elegido.

En realidad, para mí una marca que apuesta por ésta estrategia, creo que debería tener una clara orientación por generar experiencias de marca únicas y concebidas para ese espacio. Al igual que cuando la misma marca  apuesta por un espacio a modo de “concept store” o “flagship” o tienda-buque insignia. No en vano la inversión que hacen es considerable y lo que se le pide es un retorno claro a la inversión.

Un flagship store, concepto del que ya hablé en este blog,  no es un espacio o punto de venta más que se dedica a vender productos de la marca en una ubicación en primera linea comercial, sino que debe ser:

 Un espacio innovador con un diseño expositivo muy estudiado, experiencial, creativo, y que además, aporte una verdadera experiencia de marca diferente; muy bien definida y concebida a través de una serie de servicios adicionales que no encontramos en un punto de venta normal.

Pues de igual manera creo que cualquier marca con una apuesta tan decidida debería aportar un plus de experiencia de marca y no limitarse al continente o naming rights y plantear un contenido que haga que el consumidor pueda tener una experiencia de marca superior, única y auténtica.

Si la fórmula solo asume la visibilidad que le otorga la propuesta en términos de notoriedad y difusión, que ofrece el nombre para la marca como publicidad, una fuerte presencia en los medios y un refuerzo de imagen, vinculada a un espacio concreto; creo que están perdiendo oportunidades para conectar en un espacio que al menos tiene cualidades y posibilidades a priori de desarrollar experiencia de marca memorables.

Al menos es lo que creo demanda hoy un consumidor un poco, harto de publicidad y mensajes unidireccionales.

ALGUNAS CONCLUSIONES 

1.- Creo que un naming rights debe plantearse como una estrategia a largo plazo e integral entre espacio y patrocinador y que sea una extensión de brand experience donde poder implementar y  generar experiencias de marca auténticas y por qué no, exclusivas del espacio.

2.- La apuesta de la marca por dar su nombre al espacio no debe limitarse a ofrecer un mejor servicio al cliente. El ejemplo de Vodafone que ha mejorado la capacidad móvil  de la línea Sol Vodafone, creo que no es suficiente. Creo que la marca debe involucrarse por desarrollar una experiencias de marca singulares y únicas exclusivas para sus clientes.

3.- Creo que las marcas deben apostar por un naming rights que yo llamaría experiencial y que al menos integre:

1.- Experiencias de marca asociadas y exclusivas para los clientes. Al menos que si eres cliente de la marca y visitas el espacio tengas un cierto reconocimiento. En el caso de la línea 2 de Vodafone, los clientes tenemos ciertos privilegios, necesario pero no suficiente. Creo que deberían por generar experiencias exclusivas memorables más allá del servicio al cliente. Y es que por ejemplo, Vodafone lanzó un app que permitirá a los usuarios de la linea 2 de metro descargarse un libro al mes de forma gratuita. Entre los libros se encuentran títulos de tanto éxito como “La catedral del mar”, “El mundo amarillo” o “La hermandad de la Sábana Santa”

La aplicación Viaja a otros mundos desde la linea 2 de metro es una App Vodafone L2 estará disponible para todos los viajeros, sean o no Clientes de Vodafone, desde hoy mismo. 

Viaja a otro mundos desde la linea 2 del Metro de Madrid

Viaja a otro mundos desde la linea 2 del Metro de Madrid

Los Clientes de Vodafone ya disfrutan de cobertura en toda la Línea 2 de MetroPues creo sinceramente que los clientes de Vodafone, deberíamos tener algún beneficio exclusivo.

2.- Pensar en experiencias distintas y singulares para todo tipo de clientes potenciales y actuales. Creo que los clientes de Vodafone no solo necesitamos ser conocidos, que ya lo somos, sino reconocidos. 

4.- Innovación en los formatos: creo que se hace necesario avanzar en no solo nuevos formatos, también en enfoques transversales y donde marca y espacio conjuntamente desarrollen experiencias.

5.- No sé si veremos naming rights inversos, que un espacio pague a una marca por llevar su nombre. Imaginemos asociar a un destino turístico, el nombre de una marca. Todo es posible y algún beneficio encontraría. Ya hubo coches que tuvieron como apellido un destino turístico. SEAT ALTEA. O que el título de una película llevar el nombre del destino turístico como Vicky, Cristina y Barcelona”, a través de una Barcelona idílica, se muestran algunos de los  monumentos más emblemáticos de la ciudad, como son La Sagrada Familia o La Pedrera. O el éxito de Ocho apellidos vascos.

Aquí dejo la reflexión y muchos interrogantes. De eso se trata. Si conoces algún ejemplo, compártelo.